martes, 4 de noviembre de 2008

Comenzamos, comenzons...

Ayer quedó oficialmente inagurada la nueva temporada de entrenamientos, y ha comenzado con trabajo en el gimnasio, nada cañero, unos circuitos con poco peso y repeticiones precedidos de un calentamiento a base de carrera (en cinta, guau, que divertido).
Desde el año pasado llevaba pensando que ir en coche al gimnasio no me salía a cuenta (antes de que me llameis perraco os informo que está justamente en la otra punta del pueblo), debido a que la escasez de aparcamiento en la zona me hacía perder un valioso tiempo dando vueltas con el coche, así que decidí que dado que el autobús circular para en la puerta de mi casa y en la del gimnasio, lo mejor era ir en transporte público.

Fallo: Desconocer dónde está la cabecera de línea, justo una parada después de la de mi casa.
Consecuencia: Tener que estar esperando en esa cabecera 20' hasta la siguiente salida del bus.
Solución: Voy corriendo hasta el gimnasio, con lo cual me hago el calentamiento sin tener que correr en cinta (guau, que divertido) y no tengo que estar pendiente de horarios ni cabeceras de línea. A la vuelta si que cogeré el bus, me deja en casa antes de que se me seque el sudor y así evito posibles resfriados.

5 comentarios:

TriKer dijo...

Algun anyo sere fuerte e ire al gimnasio.. no creo que sea este :P

Nutria dijo...

Pues yo me lo tengo que hacer mirar, porque ayer incluso disfruté, y encima me sento de miedo para las patas. ¿En qué grupo andas, Lolo? Supongo que en alguno muy poderoso, tipo A, o G!, o C, por lo menos.

Dani dijo...

Macho, eres el pupas :o)

Ramón Doval dijo...

¡Guau, que divertido!

Lolo dijo...

Triker, anímate a ir al gimnasio, es lo mas parecido a la vida social que tiene un triatleta jajajaja

Tia Concha, si es que nos quejamos de vicio, un poco de hierro no viene del todo mal. Yo ando en el G1, que los de corta distancia siempre van con prisas ;)

Dani, hay días en los que uno no debería dejar de fumar, esnifar pegamento.... No me hables de pupas, que como juntemos una rachita de esas entre tu y yo, va a ser de traca

Ramón, que malvado eres jajaja!!!